9 de julio de 2015

La maravillosa vida breve de Óscar Wao

   "La vida nunca ha sido fácil para Oscar Wao, un dominicano dulce, obeso y algo desastroso que vive con su madre y su hermana en un gueto de Nueva Jersey. Oscar sueña con convertirse en un J.R.R. Tolkien dominicano y, por encima de todo, con encontrar el amor de su vida." Esta sería la sinopsis del libro y aunque por el título pueda parecer que Óscar es el protagonista no es del todo cierto.
    
      Podríamos decir que el título contiene una mentira y una verdad en cuanto a los adjetivos de la vida de Óscar. 

      Lo de 'maravillosa' sería la mentira porque de un individuo que se siente marginado por su fealdad y gordura, por sus costumbres 'frikis' y al que nadie quiere como amigo y mucho menos como amante no puede decirse que tenga una maravilla de vida. En cambio lo de 'breve' es completamente cierto ya que la vida de este personaje supone menos de la mitad de la novela. Lo demás se refiere a la vida de su familia, remontándose a los orígenes de dos generaciones atrás. 

   Con un fino sarcasmo Junot Díaz cuenta la historia de la República Dominicana, desde la era Trujillo y todas sus barbaridades hasta la época actual. Nos habla de los dominicanos que emigraron a EEUU y la relación que mantienen con su patria de origen. El hilo conductor es Óscar, un 'nerd' inadaptado y un romántico empedernido.

   De todas estas facetas la que más interesante me pareció fue la que cuenta los antecedentes de la familia de Óscar, -sobre todo la parte correspondiente a la dictadura de Trujillo donde se hace un análisis demoledor- y es que las vicisitudes familiares son realmente peculiares y entretenidas. Podría haber sido más interesante si la sucesión de acontecimientos se hubiera hecho de una manera más ordenada, porque la historia familiar se cuenta a través de dos narradores y hace saltos en el tiempo hacia delante y hacia atrás convirtiendo el seguimiento de la trama en algo complicado.

   Otro factor que hizo la lectura engorrosa fue la continua utilización de vocablos en 'spanglish', las constantes referencias a cómics y juegos de ordenador de los que soy una completa ignorante y el uso de vocablos propios de la República Dominicana (o de la zona caribeña, disculpadme mi ignorancia): rapar, cocolo, bateyes, guachimán, jeva son algunas de las palabras que no sé qué significan; todavía no tengo muy claro si estas palabras son jerga o mi diccionario es muy malo porque no conseguí encontrar ninguna. Casi peor fue cuando utiliza palabras que en España tienen otro significado, porque eso hizo que me confundiera al interpretar algunos párrafos; resulta que 'prieta' quiere decir 'negra', 'palo' significa 'copa', algunos términos los deduje enseguida pero otros los entendí casi al final de la novela, fue el caso de los 'espejuelos' que resultaron ser las 'gafas'. 

  Todo esto hizo que en algunos momentos perdiera el hilo argumental y me confundiera constantemente por lo que una historia que podría haber sido interesante se ha quedado a medio camino. 

    Quizás debería haber buscado una versión traducida al 'castilian'.

Kirke      




12 comentarios:

  1. ¡Hola!
    Me podría gustar, así que lo leeré si se cruza en mi camino.
    Estupenda reseña.
    ¡Nos leemos! :)

    ResponderEliminar
  2. jajajaja te ayudo:

    Rapar: cortar el pelo al ras.
    Cocolo: creo que quiere decir calvo, acà en Panamà le decimos cocobolo o pelòn.
    Jeva: mujer o mujer guapa, atractiva. Acà en Panamà se les dice guial.
    Guachimàn: celador, guardìan o vigilante norturno, de menor rango que un guardia de seguridad jajaja me da risa porque la explicaciòn para esta palabra es que un gringo para tiempos de la construcciòn del canal, le dijo a un celador nocturno: watch that man ! (o sea que vigilara o viera a un hombre que iba pasando sospechosamente cerca de un alambrado) y el celador que no entendìa inglès, creìa que los estaban llamando celador pero en inglès y se decìa asì mismo que era un guachiman.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya, en lugar de mirar el diccionario debí preguntarte a ti, jajaja. Me cuadran todas las definiciones que das, menos la primera. Aquí, rapar también significa cortar el pelo pero en la novela y según el contexto deduje que quiere decir practicar sexo pero supongo que en plan obsceno, en España tenemos otra expresión que no voy a poner aquí.
      Oye, el origen de guachiman es genial!
      Un besote

      Eliminar
  3. La leí hace unos tres años y me pareció excelente. Tiene mucho de realismo mágico y es magnífica la visión de este dominicano asentado en los EEUU.
    Los vocablos propios de la comunidad dominicana en USA a mí me agradan porque le añaden a la lectura color local.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego, color le dan y entidad propia también. Me encantó la españolización de la palabra 'brother' que aparece como 'bróder', así con 'd' y acento en la 'o'; genial.

      Eliminar
  4. Bueno, he leído tu comentario y también el de Arethusa :) Tengo problemas también con libros así, que utilizan vocablos desconocidos y tienes que andar buscando el significado, aunque cuando te acostumbras la lectura coge un ritmo fluído. Lo que no veo tan claro es que tengo la sensación que creo que me gustaría conocer más de la vida de Oscar...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una vez que le coges el truco a los vocablos y giros lingüísticos la vida de Óscar (y su familia) no tiene desperdicio, es muy entretenida aunque yo me lié un poco por los saltos en el tempo de la historia.
      Un beso, Ana

      Eliminar
  5. Interesante. Esta novela la he tenido en mis listas, pero ahora lo que la tenía es olvidada, de manera que tu recordatorio me viene de maravilla. Además haces que parezca muy atractiva.
    por cierto, el término rapar en mi casa y creo que en león en general, se usa de manera corriente con el sentido de cortar mucho el pelo, como también dice Arethusa. Del resto, sí que no tenía ni idea. Leer libros latinoamericanos abre mucho el vocabulario castellano.
    Buena reseña. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Además de conocer nuevos vocablos (lo de guachimán y su origen me ha encantado) lo más sorprendente es saber los diferentes significados que tiene una misma palabra según qué país (un palo es en Rep Dominicana un trago de licor, tomarse una copa).
      Me desorienté un poco por todo esto pero fue muy instructivo a la vez.

      Eliminar
  6. Pues a mi me pareció muy divertido y la utilización de esos vocablos son uno de los puntos fuertes, creo que por el contexto se entienden perfectamente. A mi me gustó bastante, sobre todo el principio, luego se vuelve más dramática y triste. Lo de la dictadura de Trujillo, horrible, no entiendo como hay gente que defiende un sistema capaz de aniquilar y someter vidas de esa manera, aunque en esta parte la vi demasiado deudora de la Fiesta del chivo de Vargas Llosa. Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es curioso, cuando leí la parte que hablaba de la dictadura de Trujillo también me vino a la mente La fiesta del chivo.
      Creo que tengo que leer más literatura hispanoamericana para actualizar mi español porque me he dado cuenta de lo ignorante que soy al respecto.
      Gracias por tu comentario, un abrazo.

      Eliminar

Hada verde:Cursores
Hada verde:Cursores