1 de diciembre de 2014

El paso de la hélice


   Un editor viaja hasta un apartado pueblo del Valle de Arán en busca de un misterioso escritor que vive en el anonimato y del que no se tienen datos aunque es el autor de una exitosa saga de libros.

   Uno de los aspectos que se trata es el contraste de temperamentos entre el editor que procede de una ciudad grande como es Madrid y los habitantes de un pueblecito de Lérida, aunque a tenor de algunas descripciones el pueblo parece norteamericano por detalles como que el protagonista compra un medicamento en una tienda de alimentación, uno de los personajes construye una cabaña en un árbol para su hijo o que los lugareños toman wisky en la taberna del pueblo mientras juegan al ajedrez (en lugar de beber coñac o anís mientras juegan al mus o al dominó, como suele ser lo corriente en estos sitios).

   Incongruencias aparte el libro tiene muchos altibajos, hay momentos en que la lectura es bastante amena pero la novela está 'rellena de paja' y con situaciones secundarias que no llegan a ninguna parte. Además de esta historia el lector tiene que asistir a otra historia digamos paralela, la de un yonqui y su desintoxicación a la que una servidora todavía no encuentra el porqué de su inclusión en el argumento excepto el añadir páginas de más.

   Antes de decidir a leerme esta novela indagué por la red y vi muy buenas críticas. Por desgracia no estoy nada de acuerdo con ellas.

Kirke  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hada verde:Cursores
Hada verde:Cursores